Me pareció interesante compartir con ustedes esta web, creo es muy buena para poder conocer y comprender a los Testigos de Jehová, personas que en su mayoría aman a Dios -Romanos 10:2

Esto procede de dicha web...

¿Qué es la Verdad? por Charles Taze Russell en la Atalaya de Julio de 1879

Es ésta una pregunta*que cada cristiano debería hacerse y para la que debería buscar una respuesta. Deberíamos aprender a amar y a valorar la verdad por sí misma, respetarla y honrarla aceptándola y reconociéndola allá donde la encontremos y mediante cualquiera que la presente. Una verdad presentada por el propio Satanás es tan verdad como la declarada por Dios.*
Tal vez ninguna clase de personas está más dispuesta a pasar por alto ese hecho que los cristianos. Cuán frecuentemente, en la controversia, suelen eludir e ignorar la verdad presentada por sus oponentes. Ese es, en especial, el caso cuando se entabla discusión con un infiel. Se sienten*con libertad absoluta para rebatir todo aquello que diga en materia religiosa. Ese no es el principio correcto. Muchos infieles son honestos -tan deseosos como los cristianos por hablar y creer la verdad - y, si al conversar con ellos, ignoramos las verdades que puedan presentar, no solamente fracasamos en convencerlos de nuestras verdades, sino que ponemos fin a toda esperanza de allegarnos a ellos; debido a nuestra falta al no admitir la verdad evidente que presentan, se engendra en ellos el desprecio hacia quien no es suficientemente honesto para admitir una verdad, porque no ve la manera de armonizarla con otra. Acepte la verdad dondequiera que la halle, no importa (R9: page 3) las contradicciones, y confíe en la capacidad para armonizarla con otras después bajo "El Espíritu de la verdad, que os guiará a toda la verdad", como prometió Jesús... La verdad, como una sencilla pequeña flor en el desierto de la vida, está rodeada y casi sofocada por el exuberante crecimiento del ropaje del error. Por si la encontrara, debe estar siempre vigilante. Si viera su belleza, debe no hacer caso del revestimiento de error y de las zarzas de intolerancia. Si la poseyera, debe inclinarse para obtenerla.
No se conforme con una única flor de la verdad. Si fuera suficiente con una sola, no habrían existido más. Haga siempre acopio de más. Entretéjalas como una guirnalda -"Colócatelas como una novia". "Atalas a tu cuello; escríbelas en la tablilla de tu corazón: así hallarás favor y buena acogida a los ojos de Dios y de los hombres". Proverbios 3: 3.
C.T.R.