Página 1 de 8 123 ... ÚltimoÚltimo
Mostrando resultados 1 a 15 de 110

Mensaje: Lugar Santo vs. Lugar Santísimo

  1. #1
    Fecha de Ingreso
    Jul 2005
    Respuestas
    10.064

    Por Defecto Lugar Santo vs. Lugar Santísimo

    Estimados foristas,

    En "Primeros Escritos" encontramos la siguiente supuesta visión de la pitonisa White:

    "Vi un trono, y sobre él se sentaban el Padre y el Hijo. Me fijé en el rostro de Jesús y admiré su hermosa persona. No pude contemplar la persona del Padre, pues le cubría una nube de gloriosa luz. Pregunté a Jesús si su Padre tenía forma como él. Dijo que la tenía, pero que yo no podría contemplarla, porque, dijo: "Si llegases a contemplar la gloria de su persona, dejarías de existir." Delante, del trono vi al pueblo adventista -la iglesia y el mundo. Vi dos compañías, la una postrada ante el trono, profundamente interesada mientras que la otra no manifestaba interés y permanecía de pie, indiferente. Los que estaban postrados delante del trono elevaban sus oraciones a Dios y miraban a Jesús; miraba él entonces a su Padre, y parecía interceder para con él. Una luz se transmitía del Padre al Hijo y de éste a la compañía que oraba. Entonces vi que una luz excesivamente brillante procedía del Padre hacia el Hijo, y desde el Hijo ondeaba sobre el pueblo que estaba delante del trono. Pero pocos recibían esta gran luz. Muchos salían de debajo de ella y la resistían inmediatamente; otros eran descuidados y no apreciaban la luz, y ésta se alejaba de ellos. Algunos la apreciaban, 55 y se acercaban para postrarse con la pequeña compañía que oraba. Esta recibía la luz y se regocijaba en ella, y sus rostros brillaban con su gloria.
    Vi al Padre levantarse del trono,* y en un carro de llamas entró en el lugar santísimo, al interior del velo, y se sentó. Entonces Jesús se levantó del trono, y la mayoría de los que estaban prosternados se levantó con él. No vi un solo rayo de luz pasar de Jesús a la multitud indiferente después que él se levantó, y esa multitud fue dejada en perfectas tinieblas. Los que se levantaron cuando se levantó Jesús, tenían los ojos fijos en él mientras se alejaba del trono y los conducía un trecho. Alzó entonces su brazo derecho, y oímos su hermosa voz decir: "Aguardad aquí; voy a mi Padre para recibir el reino; mantened vuestras vestiduras inmaculadas, y dentro de poco volveré de las bodas y os recibiré a mí mismo."
    Después de eso, un carro de nubes, cuyas ruedas eran como llamas de fuego, llegó rodeado de ángeles, adonde estaba Jesús. El entró en el carro y fue llevado al lugar santísimo, donde el Padre estaba sentado. Allí contemplé a Jesús, el gran Sumo sacerdote, de pie delante del Padre. En la orla de su vestidura había una campana y una granada; luego otra campana y otra granada. Los que se levantaron con Jesús elevaban su fe hacia él en el lugar santísimo, y rogaban: "Padre mí danos tu Espíritu." Entonces Jesús soplaba sobre ellos el Espíritu Santo. En ese aliento había luz, poder y mucho amor, gozo y paz.
    Me di vuelta para mirar la compañía que seguía postrada delante del trono y no sabia que Jesús la había dejado. Satanás parecia estar al lado del trono, procurando llevar adelante la obra de Dios. Vi a la compañía alzar las miradas hacia el trono, y orar: "Padre, danos tu Espíritu." Satanás soplaba entonces sobre ella una influencia impía; en ella 56 había luz y mucho poder, pero nada de dulce amor, gozo ni paz. El objeto de Satanás era mantenerla engañada, arrastrarla hacia atrás y seducir a los hijos de Dios."

    Aquí vemos que, según la pitonisa White:

    1. "El pueblo adventista -la iglesia y el mundo" estaba frente al trono.

    2. Dos compañías, "la una postrada ante el trono" estaba "profundamente interesada" mientras que la otra "no manifestaba interés y permanecía de pie, indiferente"

    3. Dios se levantó del trono, "y en un carro de llamas entró en el lugar santísimo, al interior del velo, y se sentó".

    4. Luego Jesús se levantó del trono, "y la mayoría de los que estaban prosternados se levantó con él".

    5. Ella no vio "un solo rayo de luz pasar de Jesús a la multitud indiferente después que él se levantó, y esa multitud fue dejada en perfectas tinieblas".

    6. Jesús fue llevado al lugar santísimo, donde el Padre estaba sentado.

    7. Jesús, "el gran Sumo sacerdote" estaba "de pie delante del Padre".

    8. Jesús tenía una vestimenta diferente a la que utilizaba el Sumo Sacerdote en el Lugar Santísimo. ("En la orla de su vestidura había una campana y una granada; luego otra campana y otra granada")

    9. Los que se levantaron con Jesús elevaban su fe hacia él en el lugar santísimo, y rogaban: "Padre mí danos tu Espíritu." Entonces Jesús soplaba sobre ellos el Espíritu Santo. En ese aliento había luz, poder y mucho amor, gozo y paz.

    10. La compañía que seguía postrada delante del trono y no sabia que Jesús la había dejado. Satanás parecia estar al lado del trono, procurando llevar adelante la obra de Dios.

    11 La compañía alzaba las miradas hacia el trono, y oraba: "Padre, danos tu Espíritu." Satanás soplaba entonces sobre ella una influencia impía; en ella había luz y mucho poder, pero nada de dulce amor, gozo ni paz.

    12. El objeto de Satanás era mantener a la compañía engañada, arrastrarla hacia atrás y seducir a los hijos de Dios.

    Tengo varias preguntas sobre esto y comenzaré con una:

    ¿Quiénes son los cristianos que no sabían que Jesús estaba en el Lugar Santísimo?
    Dará a luz un hijo, y le pondrás por nombre Jesús, porque él salvará a su pueblo de sus pecados. Mateo 1:21

  2. #2
    Fecha de Ingreso
    Jul 2005
    Respuestas
    10.064

    Por Defecto Re: Lugar Santo vs. Lugar Santísimo

    Estimados foristas,

    En "Primeros Escritos" encontramos la siguiente supuesta visión de la pitonisa White:

    "Vi un trono, y sobre él se sentaban el Padre y el Hijo. Me fijé en el rostro de Jesús y admiré su hermosa persona. No pude contemplar la persona del Padre, pues le cubría una nube de gloriosa luz. Pregunté a Jesús si su Padre tenía forma como él. Dijo que la tenía, pero que yo no podría contemplarla, porque, dijo: "Si llegases a contemplar la gloria de su persona, dejarías de existir." Delante, del trono vi al pueblo adventista -la iglesia y el mundo. Vi dos compañías, la una postrada ante el trono, profundamente interesada mientras que la otra no manifestaba interés y permanecía de pie, indiferente. Los que estaban postrados delante del trono elevaban sus oraciones a Dios y miraban a Jesús; miraba él entonces a su Padre, y parecía interceder para con él. Una luz se transmitía del Padre al Hijo y de éste a la compañía que oraba. Entonces vi que una luz excesivamente brillante procedía del Padre hacia el Hijo, y desde el Hijo ondeaba sobre el pueblo que estaba delante del trono. Pero pocos recibían esta gran luz. Muchos salían de debajo de ella y la resistían inmediatamente; otros eran descuidados y no apreciaban la luz, y ésta se alejaba de ellos. Algunos la apreciaban, 55 y se acercaban para postrarse con la pequeña compañía que oraba. Esta recibía la luz y se regocijaba en ella, y sus rostros brillaban con su gloria.
    Vi al Padre levantarse del trono,* y en un carro de llamas entró en el lugar santísimo, al interior del velo, y se sentó. Entonces Jesús se levantó del trono, y la mayoría de los que estaban prosternados se levantó con él. No vi un solo rayo de luz pasar de Jesús a la multitud indiferente después que él se levantó, y esa multitud fue dejada en perfectas tinieblas. Los que se levantaron cuando se levantó Jesús, tenían los ojos fijos en él mientras se alejaba del trono y los conducía un trecho. Alzó entonces su brazo derecho, y oímos su hermosa voz decir: "Aguardad aquí; voy a mi Padre para recibir el reino; mantened vuestras vestiduras inmaculadas, y dentro de poco volveré de las bodas y os recibiré a mí mismo."
    Después de eso, un carro de nubes, cuyas ruedas eran como llamas de fuego, llegó rodeado de ángeles, adonde estaba Jesús. El entró en el carro y fue llevado al lugar santísimo, donde el Padre estaba sentado. Allí contemplé a Jesús, el gran Sumo sacerdote, de pie delante del Padre. En la orla de su vestidura había una campana y una granada; luego otra campana y otra granada. Los que se levantaron con Jesús elevaban su fe hacia él en el lugar santísimo, y rogaban: "Padre mí danos tu Espíritu." Entonces Jesús soplaba sobre ellos el Espíritu Santo. En ese aliento había luz, poder y mucho amor, gozo y paz.
    Me di vuelta para mirar la compañía que seguía postrada delante del trono y no sabia que Jesús la había dejado. Satanás parecia estar al lado del trono, procurando llevar adelante la obra de Dios. Vi a la compañía alzar las miradas hacia el trono, y orar: "Padre, danos tu Espíritu." Satanás soplaba entonces sobre ella una influencia impía; en ella 56 había luz y mucho poder, pero nada de dulce amor, gozo ni paz. El objeto de Satanás era mantenerla engañada, arrastrarla hacia atrás y seducir a los hijos de Dios."

    Aquí vemos que, según la pitonisa White:

    1. "El pueblo adventista -la iglesia y el mundo" estaba frente al trono.

    2. Dos compañías, "la una postrada ante el trono" estaba "profundamente interesada" mientras que la otra "no manifestaba interés y permanecía de pie, indiferente"

    3. Dios se levantó del trono, "y en un carro de llamas entró en el lugar santísimo, al interior del velo, y se sentó".

    4. Luego Jesús se levantó del trono, "y la mayoría de los que estaban prosternados se levantó con él".

    5. Ella no vio "un solo rayo de luz pasar de Jesús a la multitud indiferente después que él se levantó, y esa multitud fue dejada en perfectas tinieblas".

    6. Jesús fue llevado al lugar santísimo, donde el Padre estaba sentado.

    7. Jesús, "el gran Sumo sacerdote" estaba "de pie delante del Padre".

    8. Jesús tenía una vestimenta diferente a la que utilizaba el Sumo Sacerdote en el Lugar Santísimo. ("En la orla de su vestidura había una campana y una granada; luego otra campana y otra granada")

    9. Los que se levantaron con Jesús elevaban su fe hacia él en el lugar santísimo, y rogaban: "Padre mí danos tu Espíritu." Entonces Jesús soplaba sobre ellos el Espíritu Santo. En ese aliento había luz, poder y mucho amor, gozo y paz.

    10. La compañía que seguía postrada delante del trono y no sabia que Jesús la había dejado. Satanás parecia estar al lado del trono, procurando llevar adelante la obra de Dios.

    11 La compañía alzaba las miradas hacia el trono, y oraba: "Padre, danos tu Espíritu." Satanás soplaba entonces sobre ella una influencia impía; en ella había luz y mucho poder, pero nada de dulce amor, gozo ni paz.

    12. El objeto de Satanás era mantener a la compañía engañada, arrastrarla hacia atrás y seducir a los hijos de Dios.

    Tengo varias preguntas sobre esto y comenzaré con una:

    ¿Quiénes son los cristianos que no sabían que Jesús estaba en el Lugar Santísimo?
    Dará a luz un hijo, y le pondrás por nombre Jesús, porque él salvará a su pueblo de sus pecados. Mateo 1:21

  3. #3
    Fecha de Ingreso
    Dec 2008
    Respuestas
    2.373

    Por Defecto Re: Lugar Santo vs. Lugar Santísimo

    Les ha comido la lengua un gato.

  4. #4
    Fecha de Ingreso
    Apr 2008
    Edad
    65
    Respuestas
    1.939

    Por Defecto Re: Lugar Santo vs. Lugar Santísimo

    Cita Originalmente enviado por Sylvester Ver Mensaje
    Les ha comido la lengua un gato.

    Por favor hermano,

    ¿que tengo que ver yo en este cuento?

    jijijijijijijijijijijijijijijijijiji


    G@TO


    ex adventista

  5. #5
    Fecha de Ingreso
    Dec 2008
    Respuestas
    2.373

    Por Defecto Re: Lugar Santo vs. Lugar Santísimo

    Cita Originalmente enviado por gatomarco Ver Mensaje
    Por favor hermano,

    ¿que tengo que ver yo en este cuento?

    jijijijijijijijijijijijijijijijijiji


    G@TO


    ex adventista
    Je, je, je. Todos ponemos nuestro granito de arena, buen amigo. Tú sueles tener más sensatez que la mayoría (y me incluyo). Un saludo.

  6. #6
    Fecha de Ingreso
    Jun 2004
    Respuestas
    12.881

    Por Defecto Re: Lugar Santo vs. Lugar Santísimo

    Estimado ernesto gil. Saludos cordiales.

    Tú dices: "¿Quiénes son los cristianos que no sabían que Jesús estaba en el Lugar Santísimo?"

    Respondo: Los indiferentes, (cristianos nominales)

    "la otra no manifestaba interés y permanecía de pie, indiferente."

    Bendiciones.

    Luego todo Israel será salvo.

  7. #7
    Fecha de Ingreso
    Jul 2005
    Respuestas
    10.064

    Por Defecto Re: Lugar Santo vs. Lugar Santísimo

    Cita Originalmente enviado por Gabriel47 Ver Mensaje
    Estimado ernesto gil. Saludos cordiales.

    Tú dices: "¿Quiénes son los cristianos que no sabían que Jesús estaba en el Lugar Santísimo?"

    Respondo: Los indiferentes, (cristianos nominales)

    "la otra no manifestaba interés y permanecía de pie, indiferente."

    Bendiciones.

    Luego todo Israel será salvo.
    O sea que, según esta visión, los "cristianos nominales" del siglo 19 creían que, después de su ascensión, Jesús estaba minstrando en el lugar santo y aún no había ido al lugar santísimo. ¿Tienes alguna evidencia que pruebe esta teoría? Pregunto porque, según entiendo, los cristianos creían, basados en la Biblia, que Jesús había entrado en el cielo mismo "para presentarse ahora por nosotros ante Dios. Y no entró para ofrecerse muchas veces, como entra el Sumo sacerdote en el Lugar santísimo cada año con sangre ajena". (Heb 9)

    Suena extraño pensar que estos cristianos no sabían que Jesús había dejado el lugar santo para supuestamente entrar en uno más santo ya que ellos creían que Jesús estaba en la presencia de Dios (lugar santísimo) desde Su ascención.

    ¿Puedes explicar?
    Dará a luz un hijo, y le pondrás por nombre Jesús, porque él salvará a su pueblo de sus pecados. Mateo 1:21

  8. #8
    Fecha de Ingreso
    Jul 2005
    Respuestas
    10.064

    Por Defecto Re: Lugar Santo vs. Lugar Santísimo

    Estimados foristas,

    En "Primeros Escritos" encontramos la siguiente supuesta visión de la pitonisa White:

    "Vi un trono, y sobre él se sentaban el Padre y el Hijo. Me fijé en el rostro de Jesús y admiré su hermosa persona. No pude contemplar la persona del Padre, pues le cubría una nube de gloriosa luz. Pregunté a Jesús si su Padre tenía forma como él. Dijo que la tenía, pero que yo no podría contemplarla, porque, dijo: "Si llegases a contemplar la gloria de su persona, dejarías de existir." Delante, del trono vi al pueblo adventista -la iglesia y el mundo. Vi dos compañías, la una postrada ante el trono, profundamente interesada mientras que la otra no manifestaba interés y permanecía de pie, indiferente. Los que estaban postrados delante del trono elevaban sus oraciones a Dios y miraban a Jesús; miraba él entonces a su Padre, y parecía interceder para con él. Una luz se transmitía del Padre al Hijo y de éste a la compañía que oraba. Entonces vi que una luz excesivamente brillante procedía del Padre hacia el Hijo, y desde el Hijo ondeaba sobre el pueblo que estaba delante del trono. Pero pocos recibían esta gran luz. Muchos salían de debajo de ella y la resistían inmediatamente; otros eran descuidados y no apreciaban la luz, y ésta se alejaba de ellos. Algunos la apreciaban, 55 y se acercaban para postrarse con la pequeña compañía que oraba. Esta recibía la luz y se regocijaba en ella, y sus rostros brillaban con su gloria.
    Vi al Padre levantarse del trono,* y en un carro de llamas entró en el lugar santísimo, al interior del velo, y se sentó. Entonces Jesús se levantó del trono, y la mayoría de los que estaban prosternados se levantó con él. No vi un solo rayo de luz pasar de Jesús a la multitud indiferente después que él se levantó, y esa multitud fue dejada en perfectas tinieblas. Los que se levantaron cuando se levantó Jesús, tenían los ojos fijos en él mientras se alejaba del trono y los conducía un trecho. Alzó entonces su brazo derecho, y oímos su hermosa voz decir: "Aguardad aquí; voy a mi Padre para recibir el reino; mantened vuestras vestiduras inmaculadas, y dentro de poco volveré de las bodas y os recibiré a mí mismo."
    Después de eso, un carro de nubes, cuyas ruedas eran como llamas de fuego, llegó rodeado de ángeles, adonde estaba Jesús. El entró en el carro y fue llevado al lugar santísimo, donde el Padre estaba sentado. Allí contemplé a Jesús, el gran Sumo sacerdote, de pie delante del Padre. En la orla de su vestidura había una campana y una granada; luego otra campana y otra granada. Los que se levantaron con Jesús elevaban su fe hacia él en el lugar santísimo, y rogaban: "Padre mí danos tu Espíritu." Entonces Jesús soplaba sobre ellos el Espíritu Santo. En ese aliento había luz, poder y mucho amor, gozo y paz.
    Me di vuelta para mirar la compañía que seguía postrada delante del trono y no sabia que Jesús la había dejado. Satanás parecia estar al lado del trono, procurando llevar adelante la obra de Dios. Vi a la compañía alzar las miradas hacia el trono, y orar: "Padre, danos tu Espíritu." Satanás soplaba entonces sobre ella una influencia impía; en ella 56 había luz y mucho poder, pero nada de dulce amor, gozo ni paz. El objeto de Satanás era mantenerla engañada, arrastrarla hacia atrás y seducir a los hijos de Dios."

    Aquí vemos que, según la pitonisa White:

    1. "El pueblo adventista -la iglesia y el mundo" estaba frente al trono.

    2. Dos compañías, "la una postrada ante el trono" estaba "profundamente interesada" mientras que la otra "no manifestaba interés y permanecía de pie, indiferente"

    3. Dios se levantó del trono, "y en un carro de llamas entró en el lugar santísimo, al interior del velo, y se sentó".

    4. Luego Jesús se levantó del trono, "y la mayoría de los que estaban prosternados se levantó con él".

    5. Ella no vio "un solo rayo de luz pasar de Jesús a la multitud indiferente después que él se levantó, y esa multitud fue dejada en perfectas tinieblas".

    6. Jesús fue llevado al lugar santísimo, donde el Padre estaba sentado.

    7. Jesús, "el gran Sumo sacerdote" estaba "de pie delante del Padre".

    8. Jesús tenía una vestimenta diferente a la que utilizaba el Sumo Sacerdote en el Lugar Santísimo. ("En la orla de su vestidura había una campana y una granada; luego otra campana y otra granada")

    9. Los que se levantaron con Jesús elevaban su fe hacia él en el lugar santísimo, y rogaban: "Padre mí danos tu Espíritu." Entonces Jesús soplaba sobre ellos el Espíritu Santo. En ese aliento había luz, poder y mucho amor, gozo y paz.

    10. La compañía que seguía postrada delante del trono y no sabia que Jesús la había dejado. Satanás parecia estar al lado del trono, procurando llevar adelante la obra de Dios.

    11 La compañía alzaba las miradas hacia el trono, y oraba: "Padre, danos tu Espíritu." Satanás soplaba entonces sobre ella una influencia impía; en ella había luz y mucho poder, pero nada de dulce amor, gozo ni paz.

    12. El objeto de Satanás era mantener a la compañía engañada, arrastrarla hacia atrás y seducir a los hijos de Dios.

    Tengo varias preguntas sobre esto y comenzaré con una:

    ¿Quiénes son los cristianos que no sabían que Jesús estaba en el Lugar Santísimo?
    Dará a luz un hijo, y le pondrás por nombre Jesús, porque él salvará a su pueblo de sus pecados. Mateo 1:21

  9. #9
    Fecha de Ingreso
    Jun 2004
    Respuestas
    12.881

    Por Defecto Re: Lugar Santo vs. Lugar Santísimo

    Estimado ernesto gil. Saludos cordiales.

    Tú dices:

    Cita Originalmente enviado por elg Ver Mensaje
    Estimados foristas,


    ................Tengo varias preguntas sobre esto y comenzaré con una:

    ¿Quiénes son los cristianos que no sabían que Jesús estaba en el Lugar Santísimo?
    Respondo: Los indiferentes, (cristianos nominales), leemos:

    "la otra no manifestaba interés y permanecía de pie, indiferente."

    Bendiciones.

    Luego todo Israel será salvo.

  10. #10
    Fecha de Ingreso
    Jul 2005
    Respuestas
    10.064

    Por Defecto Re: Lugar Santo vs. Lugar Santísimo

    Cita Originalmente enviado por Gabriel47 Ver Mensaje
    Estimado ernesto gil. Saludos cordiales.

    Tú dices:



    Respondo: Los indiferentes, (cristianos nominales), leemos:

    "la otra no manifestaba interés y permanecía de pie, indiferente."

    Bendiciones.

    Luego todo Israel será salvo.
    Tu respuesta fue contestada en el mensaje #7. Si ya te quedaste trabado en esa respuesta entonces no tengo interés de seguir el debate contigo.
    Dará a luz un hijo, y le pondrás por nombre Jesús, porque él salvará a su pueblo de sus pecados. Mateo 1:21

  11. #11
    Fecha de Ingreso
    Apr 2007
    Edad
    35
    Respuestas
    12.436

    Por Defecto Re: Lugar Santo vs. Lugar Santísimo

    Cita Originalmente enviado por elg Ver Mensaje
    Tu respuesta fue contestada en el mensaje #7. Si ya te quedaste trabado en esa respuesta entonces no tengo interés de seguir el debate contigo.
    ¿Acaso no entendiste...? ¿Que son los cristianos nominales...?
    Todo aquel que comete pecado, infringe también la ley; pues el pecado es infracción de la ley. 1Jn 3:4

  12. #12
    Fecha de Ingreso
    Jul 2005
    Respuestas
    10.064

    Por Defecto Re: Lugar Santo vs. Lugar Santísimo

    Cita Originalmente enviado por humillado Ver Mensaje
    ¿Acaso no entendiste...? ¿Que son los cristianos nominales...?
    O sea que, según esta visión, los "cristianos nominales" del siglo 19 creían que, después de su ascensión, Jesús estaba minstrando en el lugar santo y aún no había ido al lugar santísimo. ¿Tienes alguna evidencia que pruebe esta teoría? Pregunto porque, según entiendo, los cristianos creían, basados en la Biblia, que Jesús había entrado en el cielo mismo "para presentarse ahora por nosotros ante Dios. Y no entró para ofrecerse muchas veces, como entra el Sumo sacerdote en el Lugar santísimo cada año con sangre ajena". (Heb 9)

    Suena extraño pensar que estos cristianos no sabían que Jesús había dejado el lugar santo para supuestamente entrar en uno más santo ya que ellos creían que Jesús estaba en la presencia de Dios (lugar santísimo) desde Su ascención.

    ¿Puedes explicar?
    Dará a luz un hijo, y le pondrás por nombre Jesús, porque él salvará a su pueblo de sus pecados. Mateo 1:21

  13. #13
    Fecha de Ingreso
    Jun 2004
    Respuestas
    12.881

    Por Defecto Re: Lugar Santo vs. Lugar Santísimo

    Estimado ernesto gil. Saludos cordiales.

    Tú dices:

    Cita Originalmente enviado por elg Ver Mensaje
    O sea que, según esta visión, los "cristianos nominales" del siglo 19 creían que, después de su ascensión, Jesús estaba minstrando en el lugar santo y aún no había ido al lugar santísimo. ¿Tienes alguna evidencia que pruebe esta teoría? Pregunto porque, según entiendo, los cristianos creían, basados en la Biblia, que Jesús había entrado en el cielo mismo "para presentarse ahora por nosotros ante Dios. Y no entró para ofrecerse muchas veces, como entra el Sumo sacerdote en el Lugar santísimo cada año con sangre ajena". (Heb 9)

    Suena extraño pensar que estos cristianos no sabían que Jesús había dejado el lugar santo para supuestamente entrar en uno más santo ya que ellos creían que Jesús estaba en la presencia de Dios (lugar santísimo) desde Su ascención.

    ¿Puedes explicar?
    Respondo. Lee "Escribe al ángel de la iglesia en Filadelfia: Esto dice el Santo, el Verdadero, el que tiene la llave de David, el que abre y ninguno cierra, y cierra y ninguno abre:
    Yo conozco tus obras; he aquí, he puesto delante de ti una puerta abierta, la cual nadie puede cerrar; porque aunque tienes poca fuerza, has guardado mi palabra, y no has negado mi nombre.
    He aquí, yo entrego de la sinagoga de Satanás a los que se dicen ser judíos y no lo son, sino que mienten; he aquí, yo haré que vengan y se postren a tus pies, y reconozcan que yo te he amado.
    Por cuanto has guardado la palabra de mi paciencia, yo también te guardaré de la hora de la prueba que ha de venir sobre el mundo entero, para probar a los que moran sobre la tierra
    He aquí, yo vengo pronto; retén lo que tienes, para que ninguno tome tu corona.
    Al que venciere, yo lo haré columna en el templo de mi Dios, y nunca más saldrá de allí; y escribiré sobre él el nombre de mi Dios, y el nombre de la ciudad de mi Dios, la nueva Jerusalén, la cual desciende del cielo, de mi Dios, y mi nombre nuevo.
    El que tiene oído, oiga lo que el Espíritu dice a las iglesias." Apoc. 3:7-10.

    Nos ubicamos en el período de Filadelfia que está comprendido entre los años 1833 y 1844

    ¿Qué profecía se cumplió en el fin de este período?

    "Y él dijo: Hasta dos mil trescientas tardes y mañanas; luego el santuario será purificado." Daniel 8:14

    ¿Qué puerta sería abierta en el fin del período de Filadelfia?

    "En aquel día llamaré a mi siervo Eliaquim hijo de Hilcías,
    y lo vestiré de tus vestiduras, y lo ceñiré de tu talabarte, y entregaré en sus manos tu potestad; y será padre al morador de Jerusalén, y a la casa de Judá.
    Y pondré la llave de la casa de David sobre su hombro; y abrirá, y nadie cerrará; cerrará, y nadie abrirá
    ." Isaías 22: 20-22

    "Y el templo de Dios fue abierto en el cielo, y el arca de su pacto se veía en el templo. Y hubo relámpagos, voces, truenos, un terremoto y grande granizo." Apoc. 11:19.

    "Estuve mirando hasta que fueron puestos tronos, y se sentó un Anciano de días, cuyo vestido era blanco como la nieve, y el pelo de su cabeza como lana limpia; su trono llama de fuego, y las ruedas del mismo, fuego ardiente.
    Un río de fuego procedía y salía de delante de él; millares de millares le servían, y millones de millones asistían delante de él; el Juez se sentó, y los libros fueron abiertos.",
    Miraba yo en la visión de la noche, y he aquí con las nubes del cielo venía uno como un hijo de hombre, que vino hasta el Anciano de días, y le hicieron acercarse delante de él." Daniel 7: 9,10,13.

    ¿Cuál es la diferencia entre Filadelfia y las otras seis iglesias?

    Apoc. 2:4. Efeso perdió el primer amor.

    Apoc. 2:9. En Esmirna había falsos judíos - Sinagoga de satanás.

    Apoc. 2:13. En Pérgamo había el trono de satanás.

    Apoc. 2:20. Tiatira toleraba a la impía Jesabel romana con sus engaños.

    Apoc. 3:1. SArdis tenía nombre que vive y estaba muerta.

    Apoc. 3:17. Laodicea moderna, desgraciada, miserable, pobre, ciega y desnuda.

    El mensaje del primer ángel en el capítulo 14 del Apocalipsis, que anuncia la hora del juicio de Dios y que exhorta a los hombres a que le teman y adoren, tenía por objeto separar de las influencias corruptoras del mundo al pueblo que profesaba ser de Dios y despertarlo para que viera su verdadero estado de mundanalidad y apostasía. Con este mensaje Dios había enviado a la iglesia un aviso que, de ser aceptado, habría curado los males que la tenían apartada de él. Si los cristianos hubiesen recibido el mensaje del cielo, humillándose ante el Señor y tratando sinceramente de prepararse para comparecer ante su presencia, el Espíritu y el poder de Dios se habrían manifestado entre ellos. La iglesia habría vuelto a alcanzar aquel bendito estado de unidad, fe y amor que existía en tiempos apostólicos, cuando "la muchedumbre de los creyentes era de un mismo corazón y de una misma alma," y "hablaron la Palabra de Dios con denuedo," cuando "el Señor añadía a la iglesia los salvados, de día en día." (Hechos 4: 32, 31; 2: 47, V.M.)

    Si los que profesan pertenecer a Dios recibiesen la luz tal cual brilla sobre ellos al dimanar de su Palabra, alcanzarían esa unidad por la cual oró Cristo y que el apóstol describe como "la unidad del Espíritu en el vínculo de la paz." "Hay —dice— un mismo cuerpo, y un mismo espíritu, así como fuisteis llamados en una misma esperanza de vuestra vocación; un mismo Señor, una misma fe, un mismo bautismo." (Efesios 4: 3-5, V.M.)

    Tales fueron los resultados benditos experimentados por los que aceptaron el mensaje del advenimiento. Provenían de diferentes denominaciones, y sus barreras confesionales cayeron al suelo; los credos opuestos se hicieron añicos; la esperanza antibíblica de un milenio temporal fue abandonada, las ideas erróneas sobre el segundo advenimiento fueron enmendadas. el orgullo y la conformidad con el mundo fueron extirpados; los agravios fueron reparados; los corazones se unieron en la más dulce comunión, y el amor y el gozo reinaban por encima de todo; si esta doctrina hizo esto para los pocos que la recibieron, lo mismo lo habría hecho para todos, si todos la hubiesen aceptado.
    Pero las iglesias en general no aceptaron la amonestación. Sus ministros que, como centinelas "a la casa de Israel," hubieran debido ser los primeros en discernir las señales de la venida de Jesús, no habían aprendido la verdad, fuese por el testimonio de los profetas o por las señales de los tiempos. Como las esperanzas y ambiciones mundanas llenaban su corazón, el amor a Dios y la fe en su Palabra se habían enfriado, y cuando la doctrina del advenimiento fue presentada, sólo despertó sus prejuicios e incredulidad. La circunstancia de ser predicado el mensaje mayormente por laicos, se presentaba como argumento desfavorable. Como antiguamente, se oponían al testimonio claro de la Palabra de Dios con la pregunta: "¿Ha creído en él alguno de los príncipes, o de los Fariseos?" Y al ver cuán difícil era refutar los argumentos sacados de los pasajes proféticos, muchos dificultaban el estudio de las profecías, enseñando que los libros proféticos estaban sellados y que no se podían entender. Multitudes que confiaban implícitamente en sus pastores, se negaron a escuchar el aviso, y otros, aunque convencidos de la verdad, no se atrevían a "por no ser echados de la sinagoga." El mensaje que Dios había enviado para probar y purificar la iglesia reveló con exagerada evidencia cuán grande era el número de los que habían concentrado sus afectos en este mundo más bien que en Cristo. Los lazos que los unían a la tierra eran más fuertes que los que les atraían hacia el cielo. Prefirieron escuchar la voz de la sabiduría humana y no hicieron caso del mensaje de verdad destinado a escudriñar los corazones.
    Al rechazar la amonestación del primer ángel, rechazaron los medios que Dios había provisto para su redención. Despreciaron al mensajero misericordioso que habría enmendado los males que los separaban de Dios, y con mayor ardor volvieron a buscar la amistad del mundo. Tal era la causa del terrible estado de mundanalidad, apostasía y muerte espiritual que imperaba en las iglesias en 1844.
    En el capítulo 14 de Apocalipsis, el primer ángel es seguido de otro que dice: "¡Caída, caída es la gran Babilonia, la cual ha hecho que todas las naciones beban del vino de la ira de su fornicación!" (Apocalipsis 14: 8, V.M.) La palabra "Babilonia" deriva de "Babel" y significa confusión. Se emplea en las Santas Escrituras para designar las varias formas de religiones falsas y apóstatas. En el capítulo 17 del Apocalipsis, Babilonia está simbolizada por una mujer, —figura que se emplea en la Biblia para representar una iglesia, siendo una mujer virtuosa símbolo de una iglesia pura, y una mujer vil, de una iglesia apóstata.
    En la Biblia, el carácter sagrado y permanente de la relación que existe entre Cristo y su iglesia está representado por la unión del matrimonio. El Señor se ha unido con su pueblo en alianza solemne, prometiendo él ser su Dios, y el pueblo a su vez comprometiéndose a ser suyo y sólo suyo. Dios dice: "Te desposaré conmigo para siempre: sí, te desposaré conmigo en justicia, y en rectitud, y en misericordia, y en compasiones." (Oseas 2: 19, V.M.) Y también: "Yo soy vuestro esposo." (Jeremías 3: 14.) Y San Pablo emplea la misma figura en el Nuevo Testamento cuando dice: "Os he desposado a un marido, para presentaros como una virgen pura a Cristo." (2 Corintios 11: 2.)
    La infidelidad a Cristo de que la iglesia se hizo culpable al dejar enfriarse la confianza y el amor que a él le unieran, y al permitir que el apego a las cosas mundanas llenase su alma, es comparada a la violación del voto matrimonial. El pecado que Israel cometió al apartarse del Señor está representado bajo esta figura; y el amor maravilloso de Dios que ese pueblo despreció, está descrito de modo conmovedor: "Te di juramento y entré en pacto contigo, dice Jehová el Señor; y viniste a ser mía." "Y fuiste sumamente hermosa, y prosperaste hasta llegar a dignidad real. Y salió tu renombre entre las naciones, en atención a tu hermosura, la cual era perfecta, a causa de mis adornos que yo había puesto sobre ti.... Mas pusiste tu confianza en tu hermosura, y te prostituíste a causa de tu renombre." "Así como una mujer es desleal a su marido, así vosotros habéis sido desleales para conmigo, oh casa de Israel, dice Jehová." "¡Ah, mujer adúltera, que en vez de tu marido admites los extraños!" (Ezequiel 16: 8, 13-15, 32; Jeremías 3: 20, V.M.) (CS. 430-432)

    Bendiciones.

    Luego todo Israel será salvo.

  14. #14
    Fecha de Ingreso
    Jul 2005
    Respuestas
    10.064

    Por Defecto Re: Lugar Santo vs. Lugar Santísimo

    Sectario #47,

    Nuevamente te equivocaste de tema. Favor incluír tus mensajes tontos bajo el tema: "Cortinas de humo que no engañan".

    ¿Alquien más quiere contestar?
    Dará a luz un hijo, y le pondrás por nombre Jesús, porque él salvará a su pueblo de sus pecados. Mateo 1:21

  15. #15
    Fecha de Ingreso
    Jun 2004
    Respuestas
    12.881

    Por Defecto Re: Lugar Santo vs. Lugar Santísimo

    Estimado ernesto gil. Saludos cordiales.

    Tú dices:

    Cita Originalmente enviado por elg Ver Mensaje
    Sectario #47,

    Nuevamente te equivocaste de tema. Favor incluír tus mensajes tontos bajo el tema: "Cortinas de humo que no engañan".

    ¿Alquien más quiere contestar?
    Respondo: Al parecer no tienes idea de lo que Ellen White escribe, en tu confusión me señalas que me equivoqué de tema, pero te cirscunscribí a la fecha y a los hechos que ella menciona al respecto, así que ordénate antes de venir con tus preguntas tontas y capciosas.

    Bendiciones.

    Luego todo Israel será salvo.

Información sobre el Tema

Users Browsing this Thread

Actualmente hay 1 usuarios navegando por este tema. (0 miembros y 1 invitados)

Normas de Publicación

  • no puedes enviar nuevos mensajes
  • no puedes publicar nuevas respuestas
  • no puedes añadir vínculos
  • no puedes editar tus mensajes
  •  
Licencia de Creative Commons
Esta obra está bajo una licencia de Creative Commons.


Sindica: RSS1 Sindica: RSS2 Add to Google Añadir a Mi Yahoo! Suscribir con Bloglines